Que son las caries scielo

Mielczarek, T. Gedrange, and E. Mohanty, S. Padmanabhan, and A. Morgan, G.

Que son las caries scielo

Adams, D. Bailey, C. Tsao, S. Fischman et al. Nanci and E. In Ten Cate's Oral Histology, Oliveira, A. Ritter, H. Heymann, E. Swift, T. Donovan et al. Panich, S. PoolthongThe Effect of Casein Phosphopeptide??? Patil, S. Choudhari, S. Kulkarni, and S. Piette, M. GoldbergLa dent normale et pathologique Rallan, S. Chaudhary, M. Goswami, A. Sinha, R. Arora et al. European archives of paediatric dentistry 14pp. Ranjitkar, J. Rodriguez, J. Kaidonis, L.

Richards, G. Townsend et al. Rirattanapong, K. Vongsavan, C. Saengsirinavin, and E. Esfahani, K. Mazaheri, and E. Santhosh, P. Jethmalani, K. Shashibhushan, V. Subba, and. Journal of the indian society of pedodontics and preventive dentistry 30 Scaramucci, A. Borges, F. Lippert, D. Zero, and A. Sitthisettapong, T. Doi, Y. Nishida, M. Kambara, and E. Souza, L.

Comar, M. Vertuan, C. Fernandes-neto, M. Buzalaf et al. Turssi, F. Maeda, D. Messias, F. Neto, M. Serra et al. Vyavhare, D. Sharma, and V. The journal of clinical pediatric dentistry 39pp. Wang, L. Mei, L. Gong, J. Li, S. He et al. Technology and health care: official journal of the european society for engineering and medicine 24pp. Wegehaupt, T. Estas lesiones suelen localizarse en las muñecas fig.

Ya hemos señalado que el liquen plano oral es una enfermedad crónica de curso a brotes, en muchas ocasiones para toda la vida. Con frecuencia, formas de LPO de predominio blanco, pasan a convertirse en formas de predominio rojo y a la inversa.

Podemos encontrar a lo largo de la evolución de esta enfermedad, en principio benigna, las siguientes complicaciones:. Este capítulo es fundamental a la hora de establecer un tratamiento individualizado para eliminar estos factores.

Lo mismo podría suceder con una enfermedad sistémica de nueva aparición, incluyendo la enfermedad cancerosa. También es necesario descartar, en algunos casos un eritema polimorfo sobrepuesto a un liquen plano. Estos mucoceles, descritos por primera vez por Eveson eny que se asocian con relativa frecuencia al LPO, probablemente indujeron a algunos autores a describir la forma ampollar de LPO 15 fig.

Todo fenómeno inflamatorio conduce en su curación a fibrosis que se traduce macroscópicamente en cicatrices o sinequias. Así podemos observar por este proceso, en pacientes con LPO de larga evolución, pérdida en encía insertada y borramiento del vestíbulo especialmente a nivel de molares.

Aunque todavía no existen unos criterios diagnósticos de LPO universalmente aceptados, hasta ahora seguimos los criterios clinicopatológicos de la OMS 25aunque algunos autores los cuestionan. Los criterios clínicos darían lugar a un juicio clínico presuntivo que tendría que ser corroborado por la histopatología.

Presencia de lesiones bilaterales y mayormente simétricas. Presencia de estriado blanco reticulo-papular. Lesiones erosivas, atróficas, ampollares y en placas siempre en presencia en otro lugar de la mucosa oral de estrías blancas. Criterios histopatológicos fig. Presencia de infiltrado inflamatorio yuxtaepitelial en banda. Signos de degeneración hidrópica del estrato basal. Ausencia de displasia epitelial. El diagnóstico diferencial de las lesiones de liquen plano debe realizarse, en las formas de predominio blanco, con otras lesiones blancas 26 entre las que destacamos:.

Cuando nos hallamos ante una forma de liquen plano de predominio rojo con lesiones eritemato-descamativas, el diagnóstico diferencial debe realizarse principalmente con otras lesiones vesiculo-erosivas 27 como el eritema multiforme, el pénfigo vulgar o el penfigoide. Los objetivos principales de la terapia actual del liquen plano oral son el control de los síntomas dolorosos y la resolución de las lesiones mucosas, así como la reducción del riesgo de transformación maligna y el mantenimiento de una buena higiene oral.

En pacientes con sintomatología dolorosa recurrente, otra meta es la prolongación de los intervalos sin síntomas.

Los problemas principales, con las terapias actuales, son los efectos secundarios y la repetición de las lesiones después de anti ride naturel gmbh traduction se retire el tratamiento. No hay un tratamiento de LPO curativo. Inicialmente debemos comenzar identificando y controlando los factores coadyuvantes 28 :.

Esta es una fase preceptiva previa al tratamiento farmacológico del LPO.

Con ella podemos controlar una parte importante de los síntomas y los signos de la enfermedad. Se deben pulir las aristas dentarias, eliminar los bordes cortantes y cualquier traumatismo sobre las lesiones si es preciso, realizar extracciones dentarias. Las prótesis deben quedar bien ajustadas. Como con todos los pacientes, es aconsejable la eliminación del consumo de tabaco y del alcohol y el establecimiento de una dieta adecuada.

Controlar la enfermedad sistémica subyacente. En los casos de gingivitis descamativa crónica se puede mejorar la aplicación de esta medicación por medio de una férula. Algunas de estas terapias tópicas de corticoides pueden predisponer al paciente a la candidiasis, por lo que se suelen prescribir antimicóticos tópicos como tratamiento preventivo o cuando la infección se ha establecido.

Los corticoides tópicos son un pilar en el tratamiento, pero si estamos ante un LPO erosivo que no responde, algunos autores aconsejan la utilización de tacrolimus tópico o ciclosporina tópica; sin embargo esta ultima ha producido resultados contradictorios, debido a su falta de penetración mucosa. Se utiliza esta dosis durante semanas y después con igual dosis a días alternos o disminuyendo paulatinamente.

Se utilizan preparados depot de acetónido de triamcinolona 30 mg o de acetato de betametasona 6 mgque se inyectan perilesionalmente una vez por semana durante semanas.

caries dentaire et embarazo scielo

Les rides du visage uriage pacientes que no han mejorado sus lesiones con corticoides, los tratamientos alternativos deben ser tenidos en cuenta como hidroxicloroquina, azatioprina, micofenolato, dapsona o retinoides Es importante informar a los pacientes de que las lesiones de LPO pueden persistir por muchos años con períodos de exacerbación y remisión.

El control periódico debe realizarse por lo menos cada seis meses. Es aconsejable evaluar a los pacientes con LPO cada mes durante el tratamiento activo, y supervisar las lesiones hasta la reducción del eritema y la ulceración. El tratamiento activo debe continuar hasta que el eritema, la ulceración, y los síntomas estén controlados. Sólo, en casos infrecuentes, los pacientes requieren cortoides intralesionales o sistémicos de manera prolongada para controlar el progreso de su proceso Es preciso contar con la intervención de otros especialistas en caso de que el paciente presente lesiones en localizaciones extraorales como la piel, el esófago o los genitales.

Las complicaciones como sobreinfecciones, sinequias o leucoplasias deben ser tratadas específicamente. Muchos pacientes con LPO desean conocer las posibilidades de malignización o contagio. La carencia de información produce incertidumbre y frustración. La tabla 4 presenta una propuesta de los autores acerca de la información que el paciente debe recibir sobre el liquen plano oral. Es ésta una enfermedad que no suele comprometer demasiado la vida o la calidad de vida del enfermo los pacientes la sufren habitualmente con resignación.

Tal vez debido a ello los estamentos oficiales y las grandes multinacionales farmacéuticas invierten poco o nada en su investigación. Sabemos muy poco sobre su epidemiología, algo sobre su patogénesis y desgraciadamente nada sobre su origen.

No es poco lo que podemos hacer por los enfermos. Desde luego no conocemos nada sobre su prevención. La biología molecular, la genómica y la proteómica abren nuevos caminos.

Dental Pulp Defence and Repair Mechanisms in Dental Caries.

Prestémosles atención sin olvidar la clínica del día a día que nos permite comprender mejor el comportamiento de la enfermedad y sobre todo el modo de vivir esta dolencia por parte del paciente. It is time for us social scientists regain the ethical exercise of our profession, denouncing and confronting impunity incarnated in social life, as did Germani through the example of his life.

Key words: scientific sociology, anti-fascism, ethical conduct. Lo mismo podría decirse de los profesores, la mayor parte de los cuales no lo conoció, ni lo leyó. Su figura tiene para ellos mucho de mítico -el mito fundacional- pero poco de conocimiento real. Algunos de nosotros hemos tratado de dejar algunas huellas de su paso fundamental por la UBA, como el nombre de nuestro principal Instituto de Investigaciones, y algunos libros que lo recuerdan.

Afortunadamente hace pocas semanas apareció en Buenos Aires un bello libro sobre su vida escrito por su hija Ana 1 que no sólo construye una biografía intelectual y personal riquísima y exhaustiva, sino que la articula con el país perdido, el país que fuimos, y con la historia de nuestra carrera. Claro que, como en esos años Argentina estaba en un proceso de alza de la lucha de masas, las consecuencias se advertirían mucho después. Tan sólo en nuestra Carrera de la UBA he registrado 60 desaparecidos.

No puede asombrar entonces que nuestra comunidad sociológica padezca los efectos de este "agujero social". Germani llega de Italia en como exiliado político, a los 23 años, luego de permanecer preso por antifascista entre y en la isla de Ponza, o "del Confine", cuando sólo tenía 19 años.

Era hijo de un militante socialista, traía una buena formación en economía, y en Buenos Aires se inscribe como estudiante de filosofía en nuestra querida Facultad de Filosofía y Letras. En el Boletín del Instituto deencontramos un estudio de Germani sobre la clase media de Buenos Aires, siendo todavía estudiante. Sus brillantes colaboraciones son reconocidas por Levene en las actas del Instituto.

En el Boletín de 6 encontramos un anticipo de su futura Estructura social de la Argentina, obra fundacional de lo que Germani consideraba sociología científicabasada en un uso riguroso de los datos. Ellos acompañarían en lo político la emergencia del peronismo, coincidente con el reclamo de autoafirmación nacionalista posterior a de varias burguesías en el capitalismo central: 7 Alemania, Italia, España, pero también Estados Unidos y Japón.

Buceaban en nuestra identidad, ante el poder disolvente de la gran crisis capitalista mundial de los años 30, que nos sumía, como todas las crisis, en la corrupción política y el cambalache social. Fue un movimiento externo a la Universidad, dominada por otras elites, pero donde había grupos que luchaban por construir un proyecto propio de ciencia de alta calidad, sobre todo en medicina, como la Escuela de Fisiología de Bernardo Houssay o el Instituto de Patología Regional de Salvador Mazza.

La guerra mundial había hecho posible el crecimiento de los países de la periferia, que quedaron protegidos de los centros imperiales. Triunfaba en Argentina el proyecto que acababa de ser derrotado en el mundo desarrollado por las mismas burguesías liberales que nos habían asignado con éxito el papel de proveedores de alimentos.

La lucha entre ambas fracciones de burguesía se resolvió en Argentina con el golpe del Las masas de trabajadores migrantes atraídos a la industria durante la guerra, apoyaban el proyecto de Perón, pero no necesariamente el contenido ideológico fascista desarrollado por las burguesías en los países del Eje, y sustentado por la fracción militar que había triunfado en el golpe.

Se expresó con fuerza en la Universidad, donde la mayoría de los profesores comunistas y antifascistas debieron exiliarse o dedicarse a otras actividades: el país receptor fue en casi todos los casos Estados Unidos, pues Europa estaba destruída.

Era un científico regime cg ventre plat anne dufour facebook vocación de objetividad. Una anécdota contada por el Prof. Eduardo J. Cuando la invasión de la URSS por Hitler, que prueba la falacia del pacto Hitler-Stalin, muchos militantes del Centro intentan echar a los comunistas, y hasta se producen escenas de pugilato.

Germani, muy respetado entre sus compañeros, advierte que no era momento de dividirse, y que los jóvenes comunistas del centro no tenían la culpa de los enjuagues políticos de Stalin.

Mantiene así la unidad. Años después, la política de Perón se ensañaría con la Universidad y también con la Casa del Pueblo. Esa ofensa a la inteligencia nunca se restañó del todo: yo estuve en la fila de estudiantes que, en el hall de entrada de Filosofía y Letras sacó literalmente a empujones de su despacho en septiembre del 55 al decano Serrano Redonnet. A partir de todo cambió en Filosofía y Letras. Ya enlos estudiantes de filosofía nos enteramos de que en un edificio cercano se estaban dictando las primeras materias de las nuevas Carreras: Sociología, Antropología, Psicología, Ciencias de la Educación.

Comencé a asistir a las fascinantes clases de Germani, informales, sin saco ni corbata, que llenaba el pizarrón de datos, y nos abría la cabeza a la historia del mundo.

Yo me gradué en filosofía en febrero de